Un enfoque integral de la realidad nacional tiene obligadamente que considerar al menos la situación económica prevaleciente, las características sociales del país y las circunstancias políticas.

Hablar de realidad nacional conlleva considerar las condiciones en que se desenvuelve la producción, las finanzas públicas, las relaciones comerciales y financieras del país con el resto del mundo, el panorama financiero; áreas todas que pertenecen a lo estrictamente económico.

Sin embargo, el fenómeno económico ya no puede, ni debe considerarse aisladamente; es causa y efecto del grado de estabilidad social y del entorno polftico. Aspectos como los logros en materia de estabilización social después de los Acuerdos de Paz, el grado de credibilidad que los gobernados tengan de los gobernantes, la calidad de vida de la mayoría de la población, la seguridad personal y jurídica, la igualdad de oportunidades, la sensación de pertenencia de los ciudadanos a su sociedad, la garantía de los derechos humanos, la libertad de participación, son entre otros aspectos los que se hace necesario ponderar en un aná1isis integral de la realidad nacional.

Publicado: 2015-10-31